Anemia, qué es y cómo evitarla

anemia

Es probable que hayas escuchado alguna vez de la anemia, es un trastorno de la sangre bastante frecuente.

En este artículo te contamos a detalle qué es, cómo puedes evitarlo y algunos síntomas para que puedas detectarlo a tiempo.

No te lo pierdas

¿Qué es la anemia?

La anemia es, básicamente, falta de glóbulos rojos en la sangre. ¿Qué? Los glóbulos rojos (o células rojas) son el vehículo del oxígeno dentro de tu cuerpo, le proporcionan oxígeno a los tejidos y a los procesos que los necesitan, la proteína que tienen los glóbulos rojos y que lleva el oxígeno es conocida como hemoglobina.

Entonces, si tienes una disminución de la concentración de hemoglobina (glóbulos rojos) o tienen un aspecto poco sano, es cuando aparece la anemia.

anemia

¿Por qué sucede?

Las personas que son más vulnerables de padecerla son los ancianos, los niños y adolescentes. Ya sea debido a su dieta, por perder muchos glóbulos rojos o porque tu cuerpo los está destruyendo.

La causa más conocida y común es la deficiencia en la dieta, ya que hay algunos productos que dicen estar “fortificados con hierro”, pero cuando lo que contienen es sulfato ferroso, tu cuerpo no podrá absorber sus nutrientes correctamente.

Otra razón puede ser la pérdida de sangre, mucha en poco tiempo o poca en mucho tiempo, la menstruación muy abundante está incluida en esta categoría.

A veces hay enfermedades que provocan la destrucción de los glóbulos rojos, el mismo cuerpo los detecta como “invasores” y los ataca; esto causa la anemia.

anemia

Síntomas

Las personas con este trastorno generalmente presentan:

-Palidez

-Cansancio

-Fatiga muscular

-Dolor de cabeza

-Insomnio

-Mareos

-Falta de apetito

-Pérdida de cabello

-Uñas frágiles

-Taquicardia

-Falta de aire (al subir escaleras o hacer ejercicio; si es muy grave incluso sin moverse)

anemia

¿Cómo evitarla?

Para que no presentes la terrible anemia, lo mejor que puedes hacer es:

Comer muchos alimentos con hierro. Por ejemplo pistachos, almendras, avellanas, espinacas, nueces, huevo (especialmente la yema), queso curado, leche o yogurt.

Consumir carne roja. Merece un apartado porque la carne roja es el alimento de más fácil absorción de hierro, esencial para tu cuerpo para que no presentes este trastorno.

Come frutos secos entre comidas. Esto elevará el hierro en tu sangre automáticamente.

Consume mucha vitamina C. Esta vitamina ayuda a que la absorción del hierro de otros alimentos sea sencilla, todos los cítricos se incluyen como jugo de limón (que puedes ponerle a las comidas), naranja, mandarina, kiwi, fresas, etc. Si te recetan suplemento de hierro tómalo con vitamina C para evitar malestar estomacal y facilitar la absorción.

¿Te ha sido útil esta información? Cuéntanos en los comentarios.

anemia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Captcha * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.