Boda frutal

boda frutal

Una opción colorida, económica, amigable con el medio ambiente y absolutamente original es hacer una boda frutal. Esta puede ser una excelente manera de sorprender a todos por igual (quizás hasta a ti misma).

Te decimos todo al respecto.

boda frutal

Boda frutal

Lo común cuando se trata de la decoración de una boda es pensar en flores. Pero, ¿por qué no en frutas? ¿Frutas y flores? En realidad las frutas son un complemento ideal que hará de tu boda la boda más sabrosa y original a la que hayan ido tus invitados.

Lo mejor de una boda frutal es que puede ser de día, de noche, de tarde, al aire libre o en un salón (aunque este último requiere mucha creatividad para no verse saturado), así que no importa qué estilo de boda hayas decidido, una boda frutal es ideal. Con excepción de que sea una boda clásica o formal, en ese caso no es tan recomendable.

Una boda frutal es deliciosa, moderna y muy económica. No dudes en realizar por ti misma algunas de estas ideas, ahorra unos centavos más y ¡gástalos en la luna de miel!

boda frutal

Detalles de boda frutal

¿Cómo puedes realizar una boda frutal? Ya sea que tu idea sea una boda vegana, una boda ecológica o cualquier tipo de boda desenfadada te damos algunas ideas.

Las invitaciones pueden emular el estilo de los carnavales y llevar grandes dibujos como piñas o sandías, sin duda les dará una gran idea a tus invitados de que irán a una divertida boda frutal.

Puedes llevar como atuendo nupcial un broche con frutas o tu novio ponerse gemelos de piñas, uvas o alguna fruta que le llame la atención.

No temas innovar con un ramo muy original, puede tener uvas en el centro o una manzana rodeada de flores.

Jamás creas que la decoración debe quedar fuera, elige el color de tu decoración y armonízalo todo con frutas: verde manzana, rojo fresas, amarillo limones, rosa granadas, etc.

boda frutal

 

No olvides los meseros, puedes usar limones, naranjas, mandarinas o lo que desees, insertarles un palito con el nombre de cada invitado o escribir con plumón sobre la fruta (mejor las que llevan cáscara para no intoxicar a nadie).

Los centros de mesa son ideales. Usa grandes piñas rellenas, sandías rellenas o juegos completos de mandarinas, uvas y limones para darle vida y colorido a tu celebración.

El pastel puede estar rodeado de frutas para decorar o incluso frutas que se puedan comer los invitados junto con el pastel.

¿Qué te han parecido estas ideas? ¿Te gustan las bodas frutales?

boda frutal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Captcha * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.