Conoce el sangrado de implantación

sangrado de implantación

El sangrado de implantación es una forma de saber si has quedado embarazada; sin embargo muchas mujeres no saben qué es. Además de que solo afecta a 1 tercio de cada mujer embarazada, por lo que este 20 o 30% de la población femenina es la que lo experimenta.

Conoce cuándo sucede, si es sangrado de implantación o tu menstruación y qué debes tomar en cuenta si crees que te ha sucedido.

sangrado de implantación

¿Qué es el sangrado de implantación?

Este tipo de sangrado, al cual se le dice spotting en inglés (que significa mancha) es un sangrado leve que puede durar un día o dos a lo mucho y son solo pequeñas manchas.

En realidad es una forma de avisar que el embrión se ha colocado en el útero, ¿cómo sucede esto? El óvulo, después de haber sido fertilizado, se traslada de las trompas de Falopio hasta el útero, al llegar ahí se instala en el endometrio, pues de esta manera se podrá alimentar de la madre y comenzará a crearse la placenta que le dará cobijo durante toda la gestación.

Esta es la razón por la cual se le llama “sangrado de implantación”.

sangrado de implantación

¿Cuándo ocurre?

El sangrado de implantación puede suceder entre 5 y 12 días después de la concepción, pero suele ser alrededor de los días en los que debería llegar la menstruación, es por ello que causa confusión entre las mujeres que lo llegan a tener pues no sucede siempre, ya que hay muchas ocasiones donde al implantarse el óvulo no se daña ningún vaso sanguíneo del útero y así no cae el sangrado de implantación.

sangrado de implantación

¿Cómo distinguirlo?

Lo complicado es distinguir la menstruación del sangrado de implantación, algunos tips que podrían ayudarte son:

Es un color más claro que la sangre menstrual, ya sea rosa, marrón o granate, tiene un color menos intenso que la sangre que ves cada mes, esto puede ayudarte a distinguirlo.

Dura menos tiempo, el sangrado de implantación generalmente durará un día o dos máximo pero solo manchando, sin descargas abundantes.

Es menos abundante. Como mencionamos en el punto anterior: no hay descargas abundantes. De hecho solo son pequeñas manchas lo que te provoca este sangrado.

Otra forma de ayudarte a saber si es un sangrado de implantación es saber qué otra cosa puede ocasionar un sangrado ligero como: citología vaginal, aborto, embarazo ectópico (que viene acompañado con dolor) o infecciones vaginales.

También te comentamos que otros síntomas de embarazo que pueden acompañar el sangrado de implantación es sentir dolores ligeros en el abdomen, calambres en el útero, dolor de espalda, tener pechos sensibles, sentir fatiga o hinchada y orinar con más frecuencia.

Recuerda que ante cualquier duda consulta a tu médico.

sangrado de implantación

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Captcha * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.