Depresión post boda

depresión post boda

Organizar una boda es muy emocionante, son meses de preparativos, ilusiones de cómo será tu vida de casada y muchos sueños que quisiste cumplir los verás por fin realizados.

Sin embargo, regresando de la luna de miel, al volver  a tu realidad puede que no te sientas tan contenta como esperabas, a esto le llaman depresión post boda. Conoce qué es, por qué surge y cómo puedes afrontarla.

depresión post boda

¿Qué es la depresión post boda?

En inglés es llamado wedding blues post wedding blues y en español solo depresión post boda. Es un sentimiento de vacío, frustración, sentimientos de agobio por todas las responsabilidades que tienes ahora (tendrás que considerar cómo serán las dinámicas familiares, debes incluir a tu esposo en la lista del mercado por lo que le gusta, etc.) o el hecho de que tu espacio ya no será solo tuyo.

En general es un bajón emocional.

¿Por qué surge la depresión post boda?

Hay diversas razones para que surja y es más frecuente en mujeres que vivían en familia o tienen una relación muy cercana con su familia (ya sea madre, hermana o primas), algunas de ellas son: el hecho de haber cumplido ya un proyecto, que no fue como la esperabas, temoro que ya no eres el centro de atención y la adrenalina constante ha desaparecido.

depresión post boda

¿Cómo evitarla o afrontarla?

Para evitar pasar por la depresión post boda o salir de ella te recomendamos:

Hacer una reunión regresando de la luna de miel con tus amigos más cercanos o familiares, en ella puedes compartir recuerdos, fotos, etc. Incluso puedes organizar con tu esposo una visita a la semana.

Evitar estar largos períodos con la familia, pues esto puede hacerlos caer en las viejas rutinas de solteros.

Busca proyectos propios, ¡no te quedes estática! Es un excelente momento para aprender idiomas, hacer un diplomado, entrar a teatro o lo que desees.

depresión post boda

Tengan proyectos en común como ir al billar todos los jueves, salir de campamento una vez cada dos meses, etc.

Conversen. Una de las herramientas más importantes en una relación (y para evitar la depresión post boda) es la comunicación. Incluso es probable que tu marido se haya dado cuenta de tu depresión post boda y esté preocupado, habla con él. Es importante que decidan en este primer mes cómo serán las dinámicas de tiempo, espacio, dinero, familia y amigos (quizás también de sexo), así pueden evitar la discusión de fin de año sobre con quién pasar Navidad y Año Nuevo.

Sobre todo recuerda que esto no es el fin de ninguna manera, ¡es el inicio de una nueva etapa! Felicidades.

depresión post boda

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Captcha * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.