Piedra pómez: conoce tu aliado de belleza

piedra pómezLa piedra pómez es un imprescindible en la rutina de belleza, casi todos hemos escuchado eso, pero ¿sabes cómo utilizarla?

Aquí te decimos lo que debes saber acerca de esta herramienta cosmética tan solicitada.

piedra pómez¿Qué es la piedra pómez?

La piedra pómez, la liparita o pumita es en realidad una formación volcánica que se ha solidificado al contacto con la temperatura, por su origen se vuelve en contacto con el aire como una piedra porosa y muy rugosa, aunque de tan poca densidad que puede flotar en el agua y, aunque parezca mentira, es bastante delicada con la piel; en realidad, no llega a rasparla a menos que se use de forma indiscriminada.

Además de sus usos en la belleza, la encontramos en la moda e incluso en la tecnología, pues la piedra pómez es excelente para muchas cosas.

Aquí te decimos cómo aprovecharla y que te dure mucho.

piedra pómezCómo usarla

La piedra pómez está en más lugares de donde creemos. La encontramos en cremas, aceites y exfoliantes, por darte algunos ejemplos que te puedan servir. Aquí te decimos cómo utilizar esta excelente herramienta de belleza.

El mejor uso que le puedes dar a este elemento es exfoliar. Las zonas que quedarán mucho mejor con esta piedra son los codos, los tobillos y algunas partes de los pies. Es importante que, para usar la piedra, pongas tus pies en agua tibia. Incluso si colocas jabón neutro con PH igual puede ser más benéficos y limpiador que solo la piedra pómez contra tu piel; una vez que hayas remojado tus pies y pasado el jabón talla con suavidad la piedra pómez en tus pies o codos, debes sentirte relajada y ver a los pocos meses que la solución ha logrado reestablecer tu color natural de la piel.

La frecuencia de uso de la piedra pómez es de dos a tres veces por semana, aunque algunos recomiendan esperar una semana entre estos lapsos para asegurarte de que tu piel no se vea afectada de ninguna manera por la naturaleza rasposa de la piedra.

piedra pómezCuando hagas los movimientos de masaje, recuerda hacerlo de forma circular y suave.

Cómo limpiarla

Si ya has incorporado una de estas piedras, te decimos cómo mantenerlas brillantes y listas para usarse.

La lavadora puede ser la más fácil opción. Colocas la piedra dentro de calcetín o funda y lavas como cualquier otro artículo, solo cuida que haya más cosas dentro para evitar que la piedra golpee con las orillas.

Otra gran opción es usar un cepillo de dientes para limpiar la piedra pómez. Usa este cepillo duro y resistente para que, sin mojar, busques llevarte todo lo alojado en la porosidad de tu piedra.

¿Qué te han parecido estas grandes ideas sobre la piedra pómez? Cuéntanos cómo la usas.piedra pómez

Deja un comentario